Las etiquetas nos cuentan historias

En un artículo anterior les comenté que al comprar una botella de vino me fijo en el diseño de las etiquetas. Y muchas veces me dejo influir por las que me llaman la atención. Sé que es una táctica de marketing de las marcas para que los clientes como yo, compremos y probemos los nuevos vinos salidos al mercado. Esto es todo un reto.

La estética de la etiqueta es un factor importante para elegir la botella. La etiqueta tiene que reflejar la marca, la imagen, la historia y el mensaje que nos quiere dar. Tiene que ser fácil de recordar. Tiene que estar dirigida al tipo de cliente que quiere conquistar. La etiqueta tiene que aprovechar diferenciar su vino y su bodega de los demás competidores. Las etiqueta nos cuenta las sensaciones que tendremos al experimentar el vino.

 

Las etiquetas contienen información como nombre de la marca. La denominación del producto que puede ser genérico o varietal. Genérico puede ser Blanco, Tinto… Varietal puede ser Malbec, Cabernet…, la categoría o tipo de vino como Vino Reserva, vino Selección, vino de mesa…, la capacidad del contenido. El año, el grado alcohólico y la zona de producción.

Las etiquetas pueden ser ilustradas e interactivas. Me enteré que hace un par de años una empresa australiana creó una app que dio vida a las botellas gracias a la realidad aumentada. Esto permitió que

las etiquetas cobren vida y nos cuenten historias de los protagonistas como en “19 crimes”. Un protagonista, un águila o un glaciar cobra vida con solo scanear con el celular la etiqueta de la botella.

Creo que es una buena experiencia de comprobar. Con una imagen te crean la sensación que vas a experimentar al probar el vino.

Al fijarme en la etiqueta, pareciera que el vino me entra primero por los ojos y después por la boca. Pero me gusta que la etiqueta me cuente su historia y se destaque entre las demás. Cada tanto me arriesgo y experimento con una nueva etiqueta para que me cuente una historia.

¿Tú también quieres que la etiqueta te cuente una historia? 

Por: @CarolinaMunzi

#QuedateEnCasa